lunes, 2 de febrero de 2009

COLOMBIA….. TAN CERCA PERO TAN LEJOS.

Acabamos de regresar de un pequeño viaje que hicimos a Bogotá Colombia. Fueron unos días muy relajantes, con la mejor compañía y de verdad que nos sirvió para descansar. Aparte de compartir algunas fotos, también voy a compartir algunas reflexiones.

Por mi cercanía a la frontera con Colombia, algunos buenos amigos y conocidos colombianos e incluso, por la formación militar que recibí, he tenido la oportunidad y la necesidad de estar enterado de todo lo que ocurre en el vecino país desde hace por lo menos 25 años. De hecho, mis hermanos y yo aprendimos a nadar en una piscina en Cúcuta, donde nos llevaba mi papá cuando éramos niños.

Incluso, durante mi vida profesional tuve la oportunidad de trabajar en San Antonio del Táchira y mas de una vez me pasé al otro lado de incógnito a buscar información que me sirviera en mi trabajo. En ese momento Cúcuta era una especie de lejano oeste, donde la ley del mas fuerte se aplicaba al pie de la letra y donde los diferentes grupos irregulares imponían sus propias leyes y sus propios impuestos. Y ojo, no estoy hablando de otra época, sino del año 1998.

Pues bien, 10 años después tuve la oportunidad de ver los cambios que se han sucedido en el hermano país desde el año 98 hasta la fecha. Me da mucha alegría ver que ese país que llegó a tener gobiernos que prácticamente regalaron parte de su territorio a grupos irregulares, hoy se pueda respirar tranquilidad, seguridad, estado de derecho, calidad de vida y como brillantemente me lo dijo nuestro anfitrión palabras mas, palabras menos “Hay cosas malas por corregir, hay quienes insisten en hacer las cosas mal, pero la gran mayoría el gobierno y el pueblo en general, quieren hacerlo bien y ponen todo de su parte para que salga bien”. De allí que todo este presentable, limpio, las personas son extremadamente amables y educadas, se crean lugares que invitan al turismo, como decimos en Venezuela “Le sacan punta a una bola de billar”. Ejemplos de esto es La Catedral de Sal, que no es más que una mina donde han acondicionado un área para turistas. El parque de Alpina que esta fábrica de lácteos hizo al lado de sus instalaciones, para recibir a visitantes. Hoy es un sitio obligado de visita a propios y extraños que llegan a Bogotá. Un pueblo que existe desde la colonia llamado Guatavita que al construirse una represa se mudo tierras arriba, tratando de preservar el patrimonio hístorico. Y el Parque Jaime Duque, que tiene entre otras cosas, unas representaciones de la 7 maravillas del mundo antiguo y un zoológico. Sencillamente sin palabras. No hay en Venezuela un parque que siquiera valga la pena compararlo. Ojo y todo lo que hay allí ha sido construido con y por colombianos. En fin, otra visión y otros objetivos; y solo a 415 Kms. de la pequeña Venecia.

Como para pensar en ello.


6 comentarios:

Fer dijo...

Hola Raul,

La principal diferencia circunstancial esta en que en Colombia los malandros estan en la montania y en Venezuela estan en el gobierno... de resto, ambos paises tienen los mismos problemas de base, pero eso es otra historia, al igual que lo es el porque de esa circunstancia.

Bogota empalaga con sus maneras, sobretodo a nuestra informalidad caribenia. En los ultimos anios los alcaldes (no se si sigue el mismo, Antanas Mokus?) han mejorado 1000% la ciudad. Bogota siempre es un viaje espiritual lleno de positivismo. Que bueno que lo disfrutaron.

Saludos,

Raul M. dijo...

Fer: Absolutamente de acuerdo contigo. De hecho una de las cosas que conversaba con mis amigos y ellos opinan igual es que en cualquier momento puede haber un cambio de timón y echar por tierra todo lo bueno que se ha logrado en estos años. Pero por experiencia sé que todas las ciudades importantes (y algunas menores que conozco) presentan grandes mejoras en todos los aspectos muy especialmente en cuanto a seguridad.
El Sr. Mokus ya entregó y después de el han habido 2 alcaldes más que como dices, le han cambiado el rostro a Bogotá.
Pero considero que aunque tenemos los mismos problemas de base, ya ellos se montaron en la vía que es salir adelante.
Un gran saludo para tí y tu familia.

Alexandra Paola dijo...

Q bueno q les gustó Bogotá.. Aunque ahora está haciendo un poco de frio siempre es un placer saber q la gente que la visita se va feliz.

Saludos,
Alexandra

Frank dijo...

Hola amigos:
La primera vez que yo fui a Colombia fue a Medellin, iba a conocer a los abuelos, tios y primos de Laidy porque nos ibamos a casar en unos meses. Yo pense que iba a viajar a la jungla y que me iba a ver en medio de tiroteos, rafaga de ametralladora, granadas, etc, etc. La imagen que llevaba era la propia pelicula de Chuck Norris, Depredador, Rambo o algo asi. La imagen que me traje fue completamente distinta, para que hablar mas ya uds lo han dicho todo.

Lamentablemente coincidimos en que tienen los mismos problemas estructurales que nosotros y que esos problemas son el caldo de cultivo de engendros que explotan el resentimiento y el odio bajo la premisa de "Tu no tienes porque ellos te lo quitan"

Sin embargo, Fer y Raul hay que reconocer que cuando un pueblo conoce lo que es bueno lo defiende y lo mantiene asi como tambien defiende y mantiene lo que es malo (a ver si adivinan????)

Lo mas jod... lo mas peluo... es lograr hacer el cambio.

Bernie dijo...

La verdad me dá mucha tristeza cuando voy a Colombia y veo lo bonita que está... porqué Caracas tiene que estar tan fea, sucia, con un trafico endemoniado y crimen galopante, cuando en Bogotá a pesar de la guerrilla la gente VIVE? porque en Caracas -y poco a poco en el resto del país- no se vive, se sobrevive lo cual es muy distinto.

A mi fue más fácil, barato y agradable presentar el IELTS en Bogotá que en Caracas. Vivia en Mérida, así que la cercanía con Colombia ayudo, pero igual es increible...

Saludos!

La Chiffre dijo...

Bogota desd eel mirador se ve increible.

Saludos, muy buenas experiencias las que relatas